Algunos saben y otros no. Algunos vieron las fotos en Instagram y otros se perdieron de todo, pero acá vengo a contarles la experiencia y como lo pasé. Una enfermedad a la nariz que me impedía oler los ricos sanguchitos.

Se llama Poliposis Nasal y son unos tumores benignos que salen en la nariz por alergia, asma y distintas weas que hacen que tu vida sea una mierda. Básicamente esto no permite que respires bien, pasas como “resfriado”, con “agüita” en la nariz y esas cosas. O sea mi vida fue una mierda como por aproximadamente 3 años más o menos.

Hay veces que me pinchaba el poto pa mejorarme, y ahí lograba estar bacán un par de meses pero luego volvían los pólipos y me hacían cagar.

De a poco fui cachando que no sentía sabores ni olores, hasta que llegó un punto donde ya estaba oliendo NADA así que decidí ir a pincharme nuevamente. Obvio que después de tantos pinchazos, estos no me hacían tanto efecto así que cortina pa la casa no más y con los pólipos cayendo nuevamente después de un par de semanas.

Esto no solo llegó a afectar mi vida sanguchera, si no que personal y laboral también, porque no es nada agradable estar gangoso y mocoso por siempre.

Filo, me armé de valor, fui al doc y organicé el tema de la operación. Esta wea no daba pa más.

Llego a la clínica, anestesia general, desperté en recuperación en volá de morfina y después casi vomito porque me tomé un vaso de jugo casi al seco cuando debería haberme durado como 1 hora. No importaba nada, porque ya no tenía el puto tumor.

Debo reconocer si que después igual fue incómodo porque estuve con unos tapones como 4 días (sin oler ni nada obvio), pero eso no se viene todavía.

Nada más rico que estar en la clínica y que te traten bien,  así que aproveché de darme un festín de sabores con las cosas fomes que te dan como jamón de pavo, galletas de agua, mermelada de damasco, jugo de manzana cocida, jalea y helado de piña.

En fin… luego del alta estuve un par de días en mi casa con los tapones pero esto llegaba al fin, ya que tenía que ir a sacarme los tapones.

La cosa fue rara y yo lo sabía, ya que antes de todo esto miré como 100 videos de youtube de la operación y post operación para quedar bien traumado. Además grabé cuando me sacaron los tapones ya que un par de personas me pidieron el video que acá cuelgo.

Luego de toda esta tortura, me pegué el medio saque de aire, porque si, ahora puedo respirar. Todos los olores están aumentados y necesito oler cosas. Es raro, es como la primera vez que viste HD, 3D o te tiraste una película lasorra en una tele brígida con sonido 7.1 envolvente doble sorraund mega lafox o algo así.

Justo tenía un regalito de Juan Maestro así que le digo a mi pololi que vayamos a comer algo.

Tenía que hacerlo ya que lo merecía. Luego del control y sacarme los tapones pasé a Juan Maestro (Grandes!!!!) y pedí algo. Estaba más ansioso que la rechucha por comer, ya que sentía los olores demasiado cuáticos y los quería en mi boca, nariz y guata.

Llega mi lomito y le pego el medio jale. Se pasó. Extrañaba tanto el olor a un rico lomito palta mayo tomate ketchup. Fue más emocionante que la chucha.

02

En fin, me lo zampé en 2 minutos obvio y lo demás es historia.

Si sienten alguna wea parecida vayan al doc, no sean weones!

Comparte: