En un día normals de pega, me colé a un almuerzo en el clásico local de pizzas de provi llamado “Los Insaciables”, donde comí los peores Cannellonis que he probado en mi vida.

Comparte: